Pintar y reflexionar sobre las realidades de vivir con una enfermedad mental




Mi trabajo describe visualmente los efectos que la salud mental y las condiciones psicológicas tienen en un individuo. Mi práctica reflexiona sobre las realidades propias de vivir con traumas y enfermedades mentales e investigar las obstrucciones sociales y la pérdida de identidad que presenta mi enfermedad.


Por Siris Hill

El arte se ha convertido en una actividad con un propósito que requiere una cantidad considerable de disciplina. Cada pintura puede durar varias semanas, permitiéndome escapar de la corriente de ansiedad y pensamientos negativos que me acosan. Una vez completado, procedo a torturar a los sujetos, despellejando el lienzo o pintándolos y difuminándolos. Esta etapa destructiva representa mi salud mental y el velo que me ha sostenido durante tanto tiempo. Combino realismo y surrealismo en un intento por visualizar mi lucha interior.

La realización del arte es terapéutica y desfiguradora. El trabajo me permite liberar cosas que están muy adentro. La etapa final es compartir el trabajo públicamente. Espero que a través del compromiso con el trabajo, otros comprendan mejor el impacto de la enfermedad mental en los individuos. 

El objetivo general es desafiar las percepciones de la enfermedad mental, reducir el estigma y comenzar conversaciones sobre la salud mental.

La Muerte Seductora, La doncella sin rostro,
El peso del silencio y Cruciation

Más información: sirishill.com

Síguenos
error

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *